Aceptar INFORMACIÓN IMPORTANTE SOBRE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger información estadística. Si continúa navegando, consideramos que acepta su instalación y uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.
Facebook Twitter LinkedIn Instagram Google Plus Youtube Weibo We ChatWe Chat

productos
aceite

Historia del aceite de oliva español

España es el mayor productor de aceite de oliva, llamado también por muchos "oro liquido". La historia del aceite de oliva esta estrechamente ligada con la historia de España. El cultivo de olivos empezó en Grecia y aproximadamente en el 1050 AC fue introducido en España por los fenicios. Los Romanos ampliaron y perfeccionaron el cultivo de olivos en España, que pasó a ser el proveedor oficial de aceite de oliva de su imperio, con una exportación de más de seis billones de litros en unos 250 años. Se siguió cultivando y mejorando las técnicas de producción de aceite hasta llegar al millón de toneladas producidas en los últimos años.

Producción de aceite de oliva

Las plantaciones de olivos están presentes en casi todas las regiones de España pero Andalucía es el centro más importante de la producción de aceite de oliva de toda España, con más del ochenta y cinco por ciento de la producción total de España. La provincia de Jaén, en Andalucía es considerada la "capital mundial de aceite de oliva". Los olivos se pueden ver durante kilómetros en los paisajes de esta región del sur de España. La mayoría de aceite de oliva español se produce a partir de la variedad Picual, ya que representa aproximadamente el 50 % de la producción de aceite de oliva de España . Otras variedades populares españolas son Picuo, Hojiblanca, Arbequina, Lechín, Cornicabra, Verdial y Empeltre. Cada variedad tiende a dominar una determinada región de producción del país.

España tiene actualmente más de 30 Denominaciones de Origen de aceite de oliva en sus variedades virgen y extra virgen. Esta denominación asegura la calidad del aceite de oliva, estableciendo unas normas de producción en ciertas regiones, utilizando ciertas variedades de aceitunas.

Debido a la gran variedad de climas y microclimas, junto con la gran variedad de las aceitunas utilizadas en la producción de España, los aceites de oliva de ofrecen una amplia variedad de sabores y aromas. Algunos aceites de oliva españoles son dulces y suaves mientras que otros son amargos y picantes. Muchos de los aceites de oliva españoles tienen un sabor afrutado verde oliva y nuez.

Proceso elaboración aceite de oliva

Pasos para la elaboración de aceite de oliva, una vez se han recogido las aceitunas:

1. Limpieza de las aceitunas: Tallos, ramas y hojas se retiran y las aceitunas pueden o no limpiarse con agua para eliminar los pesticidas, suciedad, etc.

2. Molienda de las aceitunas: Rodillos o ruedas de piedra ruedan en los círculos en una losa de granito para moler las aceitunas hasta conseguir una pasta, o bien un motor eléctrico unido a un molinillo dentado pulveriza las aceitunas.

3. Mezcla para aumentar la producción de aceite de oliva: Mezclar o batir la pasta obtenida entre 20 - 40 minutos permite obtener pequeñas gotitas de aceite que se combinaran posteriormente con otras más grandes que podrán ser eliminadas en el siguiente paso. La pasta se calienta a menudo a 28ºC durante este proceso.

4. Separar el aceite y el agua de la fruta (orujo): utilizando una prensa.

5. Separar el aceite del agua: el líquido se hace girar en una centrifugadora.

6. Procesamiento del aceite, extracción adicional: refinar y desodorizar, para reducir la acidez y mejorar el sabor.

7. Almacenamiento y embotellado consideraciones: El aceite de oliva puede almacenarse en contenedores plásticos, de acero inoxidable, inoxidable. El aceite se deteriora a través de la acción de la lipasa y por la acción del oxígeno. La oxidación o enranciamiento se acelera con la luz y la exposición al calor.

8. Degustación y calificación del aceite: El aceite de oliva es calificado por su acidez y su sabor, aspectos juzgados por los expertos.

Beneficios del aceite de oliva

El aceite de oliva es uno de los componentes fundamentales de la dieta mediterránea, que tiene una base de alimentos que engloba fruta fresca, verduras, pescado y frutos secos. El aceite de oliva tiene un alto contenido de grasas mono insaturadas que ayuda a reducir el colesterol "malo" (LDL) y aumenta los niveles de colesterol HDL.

Tenemos constancia que las grasas mono insaturadas, incluidas en esta dieta reducen en gran medida el riesgo de sufrir enfermedades del corazón.